Descuentos en las traducciones

Al igual que ocurre en muchos otros ámbitos del sector “servicios”, las agencias de traducción suelen ofrecer determinadas promociones o descuentos según una serie de variables. Pasemos a analizarlas.

Descuento por volumen de proyecto

Éste es el típico descuento que depende de la cantidad y complejidad del proyecto en concreto; a veces, cuando se trata de un proyecto muy grande que implica una suma importante de dinero, el cliente en cuestión suele regatear el precio final aduciendo que confía en la empresa gran parte de su trabajo, lo cual en muchas ocasiones funciona.

Descuento por CAT

Cada vez con más frecuencia, los clientes tienen conocimiento de las herramientas de traducción asistida y están al tanto de las facilidades que su uso ofrece (evita volver a traducir frases repetidas, permite ofrecer un producto terminológicamente homogéneo, etc.) gracias a lo cual no pagan por todas las palabras que contenga un documento, sino únicamente por aquellas que sean nuevas, pues incluso aquellas frases que no sean totalmente idénticas pero que se asemejen (fuzzy matches) también se beneficiarán de una reducción de la tarifa final.

Descuentos promocionales o especiales

Asimismo, existen también promociones o bonos de descuento especiales que algunas empresas de traducción ofrecen a sus clientes recurrentes, añadiendo así un incentivo más para que permanezcan fieles a la empresa y no se planteen en ningún momento buscar otra agencia de traducción.

Descuento por trabajo deficiente

Por último, aunque es la opción menos agradable para ambas partes, está la reducción por un proyecto con el que el cliente no está satisfecho; y esta insatisfacción puede deberse a distintas razones: una calidad considerada por el cliente como deficiente, ya sea por que se ha utilizado una terminología inadecuada o porque no se han seguido determinadas directrices en cuanto a terminología, estilo o de cualquier otro tipo, o un incumplimiento de la fecha de entrega que ha generado problemas posteriores al cliente.

Aunque los costes de traducción suelen ser heterogéneos en las agencias de traducción de una misma región, hemos visto que se pueden acceder a descuentos o tarifas más reducidas, por lo general, si hay una buena relación de confianza entre la empresa que contrata los servicios y la que los ofrece. Por tanto, parece que la opción ideal es que una agencia de traducciones trate de mantener a sus clientes recurrentes ofreciendo, según las condiciones y sin obviar la calidad, alguna situación ventajosa y, por su parte, la empresa que necesita contratar este tipo de servicios, además de poner su confianza en la agencia de traducción puede beneficiarse asimismo de alguna ventaja económica.

Etiquetado con: